Manchester mantuvo con vida el sueño ‘europeo’

Por Oliver Betancourt

El Manchester United de la mano de Robin Van Persie, que anotó todos los goles del encuentro, se clasificó a la ronda de Cuartos de Final de la UEFA Champions League, al derrotar por tres goles a cero al Olympiakos de Grecia, que había ganado 2-0 en casa en la Ida.

Los helenos  iniciaron el duelo en busca de la meta rival, lo que intensificó mucho el duelo, mezclado con la urgencia de los locales por anotar, pues necesitaban al menos dos goles para mantenerse con vida en el encuentro.

La mezcla de tácticas, resultó en un duelo en el que al minuto 10 ya había tres amonestados y Valencia ya tenía pinta de boxeador tras  un choque de cabezas que le cerró el ojo izquierdo, lo que hizo que el ecuatoriano comenzara a hacer faltas a sus rivales y provocar otras más con su habilidad técnica.

Tal ritmo se tradujo en un penal sobre Van Persie, que el mismo jugador cobraría al minuto 24 a su lado derecho y muy cerca de las manos del arquero Roberto, que había adivinado bien pero no llegó a la cita, para poner el uno por cero en el marcador.

Los griegos no bajaron sus ánimos y siguieron insistiendo, dándole mucho trabajo a De Gea, que tuvo un par de atajadas brillantes para evitar la caída de su marco con sus grandes reflejos.

Al borde del entretiempo y cuando el duelo estaba más intenso, llegó el segundo tanto del holandés, tras un centro raso de Wayne Rooney, que a su vez había recibido el experimentado Ryan Giggs un pase largo, Van Persie colocó el segundo entre las piernas del cancerbero para emparejar los cartones a dos e irse al descanso con partido nuevo.

No tuvo que pasar mucho del segundo tiempo, para que el ariete tulipán terminara su obra y de tiro libre al 51’, tras un engaño con un compañero, cobrase al palo del guardameta heleno que se quedó frío y vio como el balón cruzó la linea de gol. Este gol significó tanto el “hat trick” del goleador, como la victoria de los rojos.

A partir de ahí tomó protagonismo el “Teatro de los Sueños”, los británicos tomaron la confianza, con el marcador global finalmente a favor, frente a su gente y en su casa, arrebataron el esférico a los helenos, le pusieron calma, lo pasearon por toda la cancha y hasta se dieron el lujo de hacer tiempo al final del encuentro, mientras el equipo Campeón de Grecia trataba de reaccionar y, aunque lograron generar buenas jugadas, no lograron terminarlas bien, para que el cuadro inglés se hiciera con la victoria y ahora espere a su próximo rival en el sorteo que se llevará a cabo este viernes en la madrugada (tiempo del centro de México).

Imagen tomada de Mirror (Getty Images)

Anuncios

Déjanos tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s