¿Quién es Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano?

Político mexicano, fundador del Partido de la Revolución Democrática (PRD), y tres veces candidato a la Presidencia de México.

Por: Estefanía Contreras

Cada uno de sus nombres carga un acento, del mismo modo que él carga un linaje que acentúa su peso político. Cuauhtémoc Cárdenas, hijo del general Lázaro Cárdenas, nació en la Ciudad de México, en medio de la campaña presidencial de su padre, el primero de mayo de 1934.

Cuauhtémoc se crió dentro de los confines de Los Pinos, y las paredes de Palacio Nacional lo vieron crecer. Su padre, figura emblemática de México, fue Presidente del Partido Nacional Revolucionario, antecedente del PRI, Gobernador de Michoacán y Presidente de México entre 1934 y 1940. Cuauhtémoc, ingeniero civil de profesión, siguió sus pasos.

El apellido Cárdenas es representativo de la expropiación petrolera. Tiene estampado el 18 de marzo de 1938, día que Cárdenas decretó la nacionalización del petróleo mexicano. Esta acción dio pie a la creación de PEMEX.

Desde joven, Cuauhtémoc se involucró en movimientos sociales y políticos. A los 27 años se unió al Movimiento de Liberación Nacional y trabajó hombro a hombro con su padre. El movimiento reunía a casi toda la izquierda mexicana y agrupaba a reconocidos luchadores sociales. La represión del gobierno de Adolfo López Mateos encendió la llama que alentaba a este movimiento, pero finalmente se desintegró durante las elecciones presidenciales de 1964, cuando Lázaro Cárdenas brindó su apoyo al candidato del PRI, Gustavo Díaz Ordaz.

Padre e hijo siguieron militando dentro del PRI. Años después, Cuauhtémoc se convirtió en senador priísta por Michoacán. En este puesto sólo duró tres meses, pues el entonces presidente, José López Portillo lo invitó a ser Subsecretario Forestal y de Fauna. En 1980 fue postulado como candidato del PRI para gobernador de Michoacán.

Ante la elección presidencial de 1988, creó junto a Porfirio Muñoz Ledo la Corriente Democrática en el PRI, lo que al cabo de unos meses derivó en la más grande escisión que haya sufrido ese partido: Cuauhtémoc Cárdenas y un numeroso grupo decidieron dejar el PRI porque veían lejanos los ideales que le dieron origen en la Revolución.

El Partido Auténtico de la Revolución Mexicana buscaba, apegado a la casa democrática, a su candidato presidencial. Lo encontró en Cuauhtémoc Cárdenas, quien junto con otros tres partidos de izquierda y una veintena de agrupaciones políticas y sociales, formaron el Frente Democrático Nacional (FDN). Así, Cárdenas se enfrentó contra Carlos Salinas de Gortari en 1988, pero El PRI salió victorioso en una elección cuestionada y considerada la más sucia de la historia.

El FDN, con Cárdenas como figura principal, se registró como la segunda fuerza política nacional. Este mismo año se integró con otros miembros de la Corriente Democrática y juntos formaron el Partido de la Revolución Democrática en 1989, partido del cual fue electo Presidente Nacional y aún es considerado su líder moral.

En las siguientes elecciones se volvió a enfrentar al PRI, esta vez contra Ernesto Zedillo, pero fue derrotado por segunda vez. Más adelante, en 1997, logró convertirse en el primer Jefe de Gobierno electo del Distrito Federal.

En el 2000 se postuló por tercera vez como candidato presidencial pero Vicente Fox ganó las elecciones. En 2005 declaró su intención de buscar nuevamente la candidatura del PRD a la presidencia de México, diciendo: “creo que soy la única posibilidad que existe en la izquierda de construir una mayoría política en torno de mi candidatura“, pero esta vez la mayoría del partido apoyó a Andrés Manuel López Obrador. Cárdenas renunció al PRD a finales de 2005 y se ha mantenido relativamente alejado del partido.

Actualmente, Cuauhtémoc Cárdenas ha vuelto a la escena pública utilizando la figura de su padre para legitimar su rechazo a la reforma energética del gobierno de Enrique Peña Nieto.

Cárdenas, al respecto, dijo frontalmente: “va precisamente en contra de la ideología, de la política, de todo lo que Lázaro Cárdenas hizo en vida”.

CárdenasIbero2
Entrevista al Ing. Cuauhtémoc Cárdenas
Por: Juan Pablo Sibilla y Xiadanni Reyes

La Reforma Energética está en boca de todos, pero las opiniones suelen ser tan opuestas que puede resultar confuso formar un criterio acerca de ella.
El Ing. Cuauhtémoc Cárdenas platicó con Tiempo Bullet sobre la inclusión de la comunidad Ibero en esta decisión gubernamental y acerca de su postura personal.

Tiempo Bullet: A propósito del movimiento de la Reforma Energética propuesta por el Ejecutivo, lo han llamado el “máximo defensor de la energía” en esta lucha. ¿Por qué venir a la Universidad Iberoamericana para esta exposición de sus ideas?

Cuauhtémoc Cárdenas: Porque me parece que es muy importante que haya una inquietud en los jóvenes sobre los problemas del país. Ya que conozcan los principales puntos de vista y tengan la información con todas las visiones, ellos tomarán sus decisiones. Creo que es fundamental que conozcan el tema de la Reforma Energética a corto y largo plazo por la divulgación que puede tener en los sectores juveniles y entre los sectores informados.

Además de la UIA, tuve la oportunidad de estar en universidades de Veracruz, Jalisco, Michoacán, Sinaloa, Sonora, y otros 40 sitios.

TB: Con mucho pesimismo, usted ha llamado a este proceso “el inicio de la desgracia nacional”. Sin embargo, también admitió que la Reforma Energética busca el aumento de la producción del petróleo en el país. ¿No es eso lo que todos queremos? ¿Por qué llamarla de esta manera?

CC: Lo que estamos viendo es que se está entregando un recurso finito, vital para el desarrollo del país, a intereses contrarios, en buena parte, a los de la mayoría de los mexicanos. Efectivamente, lo que el gobierno está buscando es que se aumente la producción de petróleo y gas, que esto vaya principalmente a la exportación, y no se está planteando la necesidad de que el petróleo se utilice preferentemente para industrializarlo en México, para producir aquí los combustibles que consumimos. Con ello, aquí se generarían empleos, habría nuevas industrias, desarrollos tecnológicos y los beneficios no se irían a otras partes. Además, el aumentar por aumentar la producción puede conducir a agotar prematuramente las reservas. 

TB: ¿Qué siente cuando ve que la Reforma Energética cambia de rumbo los fundamentos que su padre instituyó hace más de 70 años?

CC: No hay ningún sentimiento personal en esto. Es una convicción de carácter político. Lo que yo he visto es que cambia, en esencia, la constitucionalidad del país, que en vez de buscar el ejercicio pleno de su soberanía se está desarrollando un proyecto hegemónico. Esto nos lleva a que las principales decisiones económicas y políticas se tomen fuera de nuestras fronteras. En lugar de que el estado sea socialmente responsable, se deja a la capacidad individual el ver cómo cada quien resuelve sus problemas.

TB: Últimamente se ha visto que el discurso institucionalizado de la política no nos habla de forma directa a muchos jóvenes. ¿Por qué nos debería interesar esta Reforma y qué se propone para que haya un mayor acercamiento de la juventud mexicana?

CC: Porque puede ser que en su vida llegue a haber un país con yacimientos de petróleo agotados prematuramente, sobreexplotados, y sin que esto signifique un beneficio para el país, cuando sí podría haberlo.

Anuncios

Déjanos tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s