Calaveras gigantes se apoderaron del zócalo

El viernes 31 de octubre se inauguró la ofrenda que cada año pone el Gobierno de la Ciudad de México en el zócalo capitalino; este año los altares tradicionales se sustituyeron por gigantecas calaveras.

Por: Betty Justo. /Edición: Alexander H. y Luz O.

cronica

 

En esta ocasión se colocaron 24 calaveras de unos tres metros de altura, hechas de acero y cartón, creadas por el Colectivo “Última hora” del Faro de Oriente bajo la dirección del artista visual César Martínez, actual miembro del FONCA. Esta ofrenda, llamada “Puesto que muero, existo”, tuvo como tema la literatura, y rememoró a algunos literatos fallecidos hace años como Octavio Paz, Efraín Huerta, José Revueltas, Carlos Monsiváis y Carlos Fuentes, sin faltar por supuesto, los nos dejaron este año, como Juan Gelman, José Emilio Pacheco, Federico Campbell, Emmanuel Carballo y Gabriel García Márquez.

En la entrada de la gran ofrenda había un par de calacas gigantes que daban la bienvenida. A los lados había hileras de flores de cempasúchil colocadas de tal manera que forman cuadros alrededor de ellas. Las calaveras estaban adornadas con distintos diseños y formas. Algunas parecían grandes calaveritas de azúcar y chocolate. En la noche, de los ojos de las figuras salían luces de colores.

Además, en cada una de las esquinas de la plancha del zócalo había ofrendas dedicadas al grabador mexicano, creador de La Catrina, José Guadalupe Posada (1852-1913), a quien se recuerda en el centenario de su muerte. Se realizaron altos relieves de los personajes más significativos de Posada, grupos de esqueletos de la serie “Calacas del montón” donde se representaron a revolucionarios, políticos, borrachos, catrines, toreros, obreros, homenajeando algunos célebres dibujos que el artista hizo a lo largo de su carrera.

En una esquina había unos esqueletos gigantes que fueron colgados de tal manera que pareciera que huían de algo. Un Don Quijote gigante diseñado por Guadalupe Posada y un grupo de mariachis en esqueletos estaban en otro extremo. Sobresalía de la multitud un templete con pantallas  en las que pasaban fotos que la gente llevaba, eran fotos de sus difuntos recientes.

El sábado hubo distintas actividades artísticas. Estuvo un grupo de danza folklórica con su interpretación “Estampas del mundo”, hubo música regional, un poco de rock, y se remató con un DJ que hizo bailar a todas las calacas.

Aquí algunas experiencias de los tuiteros que comentaron la megaofrenda y compartieron sus fotografías:

 

Imágenes tomadas de Nuestro.mx y La Crónica de Hoy.

Anuncios

Déjanos tu comentario!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s